PDA

Ver la versión completa : EXPANSION: Guerra energética con tasa nuclear e hidráulica incluída



arribista
07/09/2010, 12:03
La guerra energética pasa otra vez por pagar las subvenciones a las renovables. La fórmula pasa por sustituir la subvención de las fotovoltaicas con un impuesto sobre la nuclear, la hidráulica (también renovable por naturaleza) y un impuesto adicional sobre el petróleo. En muchos foros se comenta que la renovable no tendría que estar subvencionada para que así supiéramos el coste real. Si a los ciudadanos se les diera a escoger, seguramente el debate sería distinto... :o


EXPANSION 07-09-10
Sección: EMPRESAS
El Gobierno lograría 900 millones con una tasa nuclear e hidráulica. 635 millones, el impuesto atómico. Empieza la guerra energética.
Un informe de banca evalúa el impacto de posibles medidas en el mercado dentro de un pacto PP-PSOE. Sin ellas, la luz debería subir el 15% ya.
Miguel Ángel Patiño. Madrid

La batalla del sector eléctrico se caldea otra vez tras la aparente tregua veraniega. Ayer, en un momento en el que PP y PSOE supuestamente deberían retomar sus negociaciones para firmar el Pacto de Estado energético que prometieron en junio, un informe del banco Nomura ponía el dedo en la llaga.

Según el informe, las subidas en la tarifa regulada de la luz (algo sobre lo que PP y PSOE echan balones fuera y se acusan mutuamente) son "inevitables". Si no se hace nada, y no se toman medidas para recomponer el sector eléctrico, las subidas deberían ser del 15% en 2011. Entre 2012 y 2020, debería subir otro 18%. El banco insinúa que deberían empezar más pronto que tarde. En octubre ya podría haber una revisión, ante la escalada de precios de los últimos meses en el mercado.

Sólo aplicando medidas como el recorte de las subvenciones a las renovables; crear tasas a las nucleares y las grandes hidráulicas; y hacer que otros sectores, como el petrolero, asuman parte del coste de la energía verde, sería posible amortiguar la subida de la luz. Para empezar, este mismo año se necesita sacar, de donde sea, más de 3.000 millones para evitar que el sector eléctrico vuelva a tener déficit. El banco (Nomura) hace cálculos de donde se podría obtener el dinero. El recorte de subvenciones a las renovables es lo que el Gobierno intenta ahora, sobre todo con la fotovoltaica. Nomura sitúa el recorte fotovoltaico en 750 millones al año. A esto podría sumarse el dinero procedente de una nueva tasa nuclear e hidráulica a las eléctricas. Esta tasa se viene barajando desde hace meses (ver EXPANSIÓN del 3o de junio). Sobre todo una vez que PP y PSOE volvieron a anunciar su intención de alcanzar un pacto energético.

Debate en el Congreso
Hoy, el Congreso debate el asunto, tras una moción de ERC-IU-ICV. En círculos políticos se entiende que la posible tasa nuclear, que en junio estuvo castigando a las eléctricas en bolsa, sería una formula políticamente correcta de dar marcha atrás en el cierre de Garoña y readaptar el planteamiento antiatómico del PSOE. España emularía a Alemania, que ha creado un nuevo impuesto a cambio de prolongar la vida útil nuclear.

Iberdrola, la más afectada
En términos homogéneos, y tomando la referencia de 11 euros por megavatio hora, el impuesto nuclear español se elevaría a 635 millones de euros.

El de las hidráulicas, sumaría 252 millones. Casi 900 millones en total. La más afectada sería Iberdrola (436 millones, de los que 274 millones serían por la tasa nuclear). Le seguiría Endesa, con 385 millones, de los que 299 millones serían el impuesto atómico. Nomura explica que, aunque el impuesto nuclear e hidráulico se ha barajado, parece que ahora no está en negociación en el Parlamento. Nomura da a entender que existiría un problema de encaje, porque no se necesita ampliar la vida de las nucleares hasta 2020. Ahora bien, eso sin contar Garoña.

Además, en el sector también se empieza a hablar de la posibilidad de justificar la tasa nuclear con la excusa de repotenciar las nucleares. Guste o no, la sombra de una nueva tasa nuclear e hidráulica sobrevuela el sector permanentemente como un fantasma. Sería una fórmula contra los windfall profits (los supuestos beneficios extra de nucleares e hidráulicas por ser activos con costes de mantenimiento bajos y ampliamente amortizados).

El impuesto verde
Otra fórmula "imaginativa" que menciona Nomura es trasladar a otros sectores (como el petrolero), hasta un 30% del coste de las primas a las renovables, con una tasa especial. Sería el mal llamado céntimo verde para carburantes, por ejemplo. El banco calcula que se podrían obtener 2.000 millones. Si se aplicaran todas las medidas, Nomura estima que la luz podría bajar un 1% en 2011, pero luego necesitaría subir un 11% en 2012, un 2% en 2013,un3% en 2014 y un 2% en 2015.
Editorial / Página 2
Página 18 / Las eléctricas en bolsa